Partimos de un convencimiento, "sólo con las mejores uvas se pueden elaborar los mejores vinos", de ahí nuestra obsesión por el viñedo.

HISTORIA

CUATRO GENERACIONES DETRÁS DE UNA FAMILIA HUMILDE.

Esfuerzo, tesón, pasión por las cosas bien hechas y una filosofía clara orientada al viñedo. Cuatro son las generaciones que han escrito la historia de nuestra familia, "Familia Luis Cañas".

Desde hace más de un siglo, nuestra familia se dedicaba a la elaboración y venta de los tradicionales vinos jóvenes elaborados por el método de maceración carbónica (racimos enteros). Éstos se elaboraban en la Cueva de los Curas, antigua bodega escavada en la tierra y que aún hoy en día forma parte del paisaje de la zona.

Antiguamente, los vinos eran transportados por Carlos Cañas, padre de Luis Cañas (ahora con 90 años), en carros tirados por mulos atravesando la Sierra Cantabria y los Montes de Vitoria hasta zonas limítrofes con Bilbao y San Sebastián, a más de 100 kilómetros de Villabuena

NUESTROS VIÑEDOS


  • En el corazón de Rioja Alavesa, aquí están nuestros viñedos, abrigados por la Sierra Cantabria. Sin duda, una de las mejores zonas vinícolas del mundo. Las viñas, en su mayor parte de pequeña superficie y avanzada edad, se caracterizan por estar situadas en tierras de origen arcilloso calcáreo de escasa fertilidad, en su mayor parte en laderas y terrazas, con un microclima ideal y una orientación que las hacen únicas.

    Como resultado de estas condiciones, obtenemos bajas producciones, racimos y uvas de pequeño tamaño pero una excelente calidad. Son necesarias casi 900 parcelas para poder completar las aproximadamente 400 hectáreas entre viñedo propio y controlado por la bodega.

    El respeto por el medio y el esfuerzo de todos y cada uno de los eslabones humanos implicados en el proceso es clave para transformar en éxitos las bondades de una viticultura racional. La viticultura racional es un sistema agrícola que optimiza al máximo los recursos y mecanismos naturales, garantizando el futuro de una agricultura viable. Los medios biológicos, químicos y otras técnicas son cuidadosamente elegidas y equilibradas teniendo en cuenta la protección del medio ambiente. Está terminantemente prohibido el uso de herbicidas, abonos sintéticos y productos o practicas agresivas a fin de preservar el entorno y disponer de cepas con un sistema inmunitario fortalecido que les permite defenderse por sí solas. Para llevar a cabo todo este trabajo, disponemos de un departamento específico de campo compuesto por una ingeniero agrónomo, una ingeniero técnico agrícola y enóloga y 8 trabajadores que son auténticos artesanos del viñedo.

    El objetivo es disponer de una tierra sana, (sin duda, el mejor legado que podemos dejar a nuestras futuras generaciones) y como consecuencia unos frutos y vinos más sanos.