El mundo de la cata III

VOCABULARIO DE CATA : A continuación vamos a comentar los términos más utilizados en una cata, en todas sus fases, visuales, olfativas y gustativas.

FASE VISUAL : Cuando tenemos el vino en la copa, y vemos su aspecto, color y densidad.

ABIERTO: Color muy claro y poco intenso.

ACERADO : Color pálido con brillos metálicos, característico de algunos blancos.

ÁMBAR : Color típico de la primera fase de envejecimiento, entre amarillo y rojizo.

BRILLANTE : Aspecto, relacionado con la juventud y limpidez del vino.

CEREZA : Color rojo oscuro, como el propio fruto, muy utilizado en catas.

CAOBA : Color entre amarillo y marrón.

CUBIERTO : Color del tinto muy oscuro, que no deja ver el fondo de la copa.

DORADO : Color del oro, amarillo rojizo, con predominio del primero.

GUINDA : Color rojo, como el propio fruto, entre el tono del tinto y el rosado.

LIMPIO : Limpidez absoluta, sin mácula.

ORO VIEJO : Color dorado, con cierta tonalidad marrón.

PICOTA : Color rojo oscuro, casi negro.

RIBETE : Es el color del borde de la copa, distinto del color del fondo de la copa.

YODO : Color entre oro viejo y marrón, típico de la tintura de yodo.

FASE OLFATIVA : Al oler el vino, las sensaciones aromáticas que desprende en la copa.

ACETONAS : Olor parecido a la laca de las uñas y con los rasgos del barniz.

ALCOHÓLICO : Nota predominante pero no agresiva del alcohol.

ALGARROBO : Rasgos dulzones y tostados, con un toque rústico.

BALSÁMICO : Aromas a menta, eucaliptos e incienso.

BARNIZ : Olor de los vinos muy viejos, debido a la madera.

CEDRO : Aroma característico de esta madera, un tanto perfumado.

CON CARÁCTER : Que sobresale sobre los demás o crianza peculiar.

DÁTILES : Olor dulzón, con ciertos rasgos a pasas.

EBANISTERÍA : Aroma a madera barnizada, debido a barricas nuevas.

ELEGANTE : Sensación de matices nobles muy armonizados.

FINO : Sinónimo de elegante, pero con menos intensidad aromática.

FLORAL : Recuerdos a los pétalos de flores como la rosa o el jazmín, entre otras.

FRANCO : Vino sin defecto, tanto al olfato como al gusto.

FRUTAL : Recuerdos a frutas frescas.

FRUTOS ROJOS : Recuerdos a frutos silvestres ( moras, grosellas) y cerezas.

INTENSO : Con intensa potencia aromática, al acercarnos la copa al olfato.

LEVADURA : Aroma seco, a levadura de pan, de los vinos jóvenes.

MACERACIÓN : Aromas que persisten en el vino, parecidos a los de la fermentación.

MONTE BAJO : Olor típico del monte mediterráneo ( tomillo, romero ).

NOTAS DE EVOLUCIÓN : Vinos prematuramente envejecidos por el calor o el aire.

NOTAS MINERALES : Vinos con ligero matiz olfativo, recuerdos a pizarra o pedernal.

PASTELERIA: Aroma a dulce y tostado, como la vainilla y el azúcar caramelizado.

PIEL DE NARANJA : Aroma picante y amargoso a la vez que frutal.

REDUCCIÓN : Aroma positivo de un vino durante su permanencia en botella.

TERROSO : Aroma entre tierra mojada y polvo, característico del Cabernet y Merlot.

TOFFE : Sabor característico del caramelo de café con leche(notas lácteas y tostadas)

VAINILLA: Rasgo típico de los vinos criados en madera, de la que recibe la vainillina.

FASE GUSTATIVA : Las sensaciones que percibimos a la entrada en boca y al paladear el vino.

ALCOHÓLICO: Sensación espirituosa, sin ser agresiva.

AMPLIO: A la entrada en boca, riqueza de sabores, como si llenase la boca.

ATERCIOPELADO: Es una sensación, suave, acariciante y placentera en la boca.

BLANDO: Es el vino bajo en acidez y falto de frescura.

CÁLIDO : Es el lado bueno del alcohol, sensación menos agresiva que alcohólico.

CARAMELIZADO: Un gusto dulce y tostado, parecido al azúcar tostada.

CARNOSO : Vino con cuerpo, con estructura, que se "mastica".

COMPLEJO: Con gran riqueza de matices, sin poder significar uno determinado.

DENSO : Cierta sensación de espesor en la boca, se relaciona con el cuerpo.

EQUILIBRADO: El equilibrio entre todos los componentes del vino ( buen vino)

FRUTOS SECOS : Sabor a almendra, nuez o avellana, también a higos o pasas.

GRASO : Sensación suave y ligeramente oleosa del vino.

LARGO : Sabor persistente y duradero después de haber ingerido el vino.

LIGERO : Todo lo contrario de carnoso y denso, poco cuerpo.

NOTAS DE MADERA: Matices de madera, producidos por toneles jóvenes.

REDONDO : Vino sin aristas, suave, pero a la vez con volumen y con cuerpo.

SABROSO : Sensación placentera en la boca, con gran cantidad de matices.

TÁNICO : Tacto ligeramente áspero, producido por los taninos de la uva o la madera.

TORREFACTO: Sabor a azúcar tostada de la crianza o también de uva pasificada.

VIGOROSO : Vino de gran poder alcohólico.

Existen muchos más términos utilizados en las catas profesionales, pero los más utilizados son los que hemos descrito anteriormente.